viviendodelacontradicción

lunes, 28 de marzo de 2011

Hay cosas que no se pueden describir.

Esas cosas que te hacen tanta gracia durante un ataque de risa. O ese yuyu que te entra de repente dos días antes de cumplir dieciocho años. O por qué esa chica, esa en concreto, te cae tan condenadamente mal. O cuál es tu tipo de tío. O cómo huele una persona.

Hay cosas prácticamente imposibles de describir. Pero mi reto siempre ha sido intentarlo.

2 comentarios:

  1. Gracias a Dios que hay cosas que no se pueden describir.

    Ay, peque, qué mayor te haces.

    ResponderEliminar
  2. FELICIDADES!!!!

    Que cumplas muchos más

    Un saludo,

    PZ

    ResponderEliminar